Hoy vengo con el Gear Fit, una combinación entre pulsera cuantificadora y reloj inteligente. Aparte de mostrarnos nuestro progreso deportivo, también es capaz de mantenernos informados de todas nuestras notificaciones.

Su construcción es en plástico y tiene un diseño elegante y atractivo, gracias a su perfil cromado y su cierre metálico. Lo que más llama la atención es su pantalla, una pantalla jamás vista en un dispositivo de esta categoría. Pantalla de 1,84 pulgadas con tecnología Super AMOLED, que nos brinda una imagen perfecta y unos colores vibrantes. El único pero es la ausencia de un sensor de luz, para poder tener un control el brillo automático.

Su funcionamiento es muy fluido e intuitivo. Con el Gear Fit estaremos al tanto de nuestras notificacionescontrolaremos la música, aceptaremos o rechazaremos las llamadas y además llevaremos el control de nuestra actividad fisica, nuestro sueño y hasta nuestra frecuencia cardíaca.

A la hora de la compatibilidad hay que tener muy en cuenta que sólo es compatible con dispositivos Samsung Galaxy, por lo cual se reduce a unos 20 modelos de la firma.

En definitiva un accesorio muy atractivo y funcional, además de bien construido. Y con un precio, no demasiado elevado, de 150€ lo hacen bastante deseable. Pero en contra tenemos su escasa compatibilidad.

@jfulgen

No hay comentarios

Dejar respuesta